You Are Here: Home » Editorial » Opinión » CUENTA ATRÁS / Ivonne Sánchez Barea

CUENTA ATRÁS / Ivonne Sánchez Barea

 

Ahora, desde ésta sensibilidad, no logro la claridad para establecer prioridades, para establecer un orden mental que permita desarrollar ideas.

Lialdia.com /  Ivonne Sánchez B / Granada/ España/ 1/14/2018 – Llevo más de trescientos sesenta y cinco días sufriendo un ataque de frustración e impotencia, parálisis y con cierta dosis de pánico. Dosis de miedo, otra de rabia, se acumulan en mi interior dejándome la pluma vacía de ideas por desarrollar. Esta primera batalla la está ganando el nefasto gobernante cuyas ideas me amedrantan como creadora, como ciudadana, como pensadora y como mujer.

Mi antídoto ha sido silenciarme ante la ignominia y la indignación. Sigo sin entender como ese personaje está a la cabeza del país de las libertades.

Los acontecimientos se contagian como un mortal virus, y en dónde vivo, España, el conflicto del Secesionismo Catalán también fraccionan al pensamiento. Los populismos sean de un lado u otro, se acrecientan, alienan y van tiranizando al pensamiento.

Pareciera que la historia se hubiese vuelto atrás 60 años. Volvemos a sentir la pobreza no sólo física, sino mental, moral, ética y de valores humanos.

En DAVOS se volverán a sentar a discutir el futuro, pero no cuentan con reflexiones de personas creativas. Se limitan a utilizar políticas que retrotraen la evolución, llevándonos hacía un precipicio mortal.

La humanidad, no reacciona. El miedo nos consume como un cáncer.

Pido a los lectores disculpas. Sigo con la medicina espiritual del silencio, no por no tener cosas que decir, que tengo muchas, sino porque no dimensiono resultados a la hora de denunciar, reclamar, escribir estas angustias que nos aprietan el alma.

Antes podía hacer planes y marcar metas, trazar rutas, visualizar imaginariosy darle al mundo herramientas para lograr su propia justificación y trascendencia. Ahora, desde ésta sensibilidad, no logro la claridad para establecer prioridades, para establecer un orden mental que permita desarrollar ideas. ¿Qué clase de enfermedad me ataca? Esta situación junto al alto grado del compromiso que tengo, me ha hecho reaccionar orgánicamente, y mi cuerpo, pequeño, lacerado, con cicatrices de quirófanos y la vida, me ha dado tres campanazos, diciéndome:¡PARA, PARA… HAZ DE DETENERTE! ¿Habrán infartado mis adagios, tendencias, reflexiones, ideologías?

No quiero especular, pero si ser realista con lo que nos pasa. No se cuanto más nos durará al mundo esta enfermedad, ni cuanto más ha de sufrir el planeta y sus habitantes las consecuencias de esa elección corrupta que nos lleva al filo de la navaja.

Las mujeres se levantan y esa esperanza me queda. El movimiento está denunciando públicamente ese dominio, la coacción que han padecido durante años, décadas, siglos en todos los ámbitos.

Un marcador suena y resuena en mi mente, una cuenta hacía atrás, donde esgrimo y contabilizo los días que quedan para tomar nuevos rumbos en la humanidad. Humanidad que sigue padeciendo hambre, sed, guerras, conflictos, ataques terroristas, lavados de cerebros, adoctrinamientos, banderas que se anteponen al sentido común.

Mi silencio es más elocuente que castigador, es más demandante que denunciante, es el claro grito alto ante la perversión en la que nos vemos avocados mundanamente los seres que habitamos la tierra.

Perdón a quien se ofenda, perdón a quien se contraríe, perdón al lector acostumbrado, perdón y mil perdones, pero simplemente no puedo dejar violar mis ideas y pensamientos por esta absurda involución. Me resisto con el silencio. Es el único antídoto para sobrevivir.

Ivonne Sánchez Barea

Del grupo de editoras(es)

About The Author

Editor

Number of Entries : 8435

© 2011 Long Island al Dia - Powered By Wordpress - Diseño Web Bravo Advertising

Scroll to top